El secreto de la meditación

Hola mundo

¿En que idioma estas pensando? Me preguntó mi hijo. Buena pregunta pensé en español y se lo dije. Pero me quede pensando. Estoy usando las palabras no solo para hablar y comunicar, pienso con palabras. Hasta los uso en mis sueños. Eso es terrible pensé en Hebreo.

Una persona promedia conoce unos cientos de palabras en su idioma. Si eres muy culto puedes rebasar a los mil. Es cierto, los escritores y linguistas desarollan un banco de palabras mas grande pero aun no es tanto. ¿Como puede ser que estamos limitándo nuestra infinita alma, nuestro poderoso cerebro a unos cientos de palabras? Eso es inaceptable.

Dicen que cada idioma es otra alma. Eso es porque en cada idioma, uno puede expresar en manera única. Hay palabras y expresiones en cada idioma que son imposibles de traducir a otros idiomas porque posen una esencia especial de su cultura y permiten el alma expresar en esta manera única. Mas idiomas hablas, mejor puede tu pobre alma, que esta amarada con palabra, a expresar y sentir. De eso refiere el dicho.

Del momento de nacer nos están hablando. Desde el primer jalón del aire acondicionado del hospital y hasta la jarra de tu ceniza, no existe ni un segundo en donde se te dan otra opción. Así forman y moldean el cerebro para comunicar, expresar, hasta sentir con unos cientos palabras. Amaran el alma y limitan el cerebro para siempre.

Estoy mirando mi hijo. Se confortó con mi respuesta y regreso a jugar con plastilina. Tiene un gran talento este chiquito. Sus mini esculturas preciosas son la manifestación de sus pensamientos encajados con las palabras que conoce. Es por eso que puedo tomar una criatura que escultó y entender la, tenemos las mismas palabras al fin. Los niños crecen, vuelven arquitectos, seintificos, gran cocineros y mas, siguen creando un mundo completo gracias a unos cientos palabras que jiran en sus cabezas. Que horror.

Antes no fue asi. En el cuento de Babel los humanos hablaron todos “una idioma” y construyeron un “torre” para llegar a los cielos. No fue un torre de cemento ni el cielo azul lo que se ve ahí arriba. En cual tiempos la civilizacion no fue limitada con palabras. Tenían un comunicación mas elevado que los permitaron subir la conciencia (el torre) para llegar al nivel del creador (los cielos). Pues, al querido creador no se le dio las gracias. No le gusto de nada lo que esta pasando en su reino y se aplico unos cambios en nuestra programa. Nos dividio con muchas idiomas, cada idoma con pocas palabras y nos amaro para siempre. Desde este, estamos jugandos como niños pequeños con plastilina en esta tierra. Terriblemente horrible.

Lo dudo si podemos hacer algo al respecto pero es rico intentar. El primer paso es poner el cerebro en silencio. Como nunca fuimos entrenandos a usar otra forma de existencia, la mente se queda en el silencio y se expande. Se llama la meditación.

Para poder llegar al punto de silencio, las meditaciones usan mantras. Las mantras son palabras que no tienen mucho sentido y se repiten con o sin melodía. Las mantras reemplesan el pensamiento. Ponen el cerebro en modo automatico y así se para de pensar.

El beneficio de la meditación es para el cuerpo como para la alma. Una vez que el cerebro se libera de los pensamientos, se empieza procesos curativos en el cuerpo, algo similar a lo que pasan cuando se queda a dormir. Para la alma el benefisio es enorme. Es como quitar la correa del perro y dejar lo corer libre en el campo para oler la tierra aquí y alla y sentir feliz por poder vibrar con la armonía divina de la naturalesa.

mucha gente pasan la vida infelices. sus almas son como un labrador amarado con correa corta. la meditacion para esas personas en una herramienta poderosa para tranquilizas y ser felices. un estado que sumerge memorias antiguas de los días babilonias.

Personalmente prefiero la meditación cabalista. Es un meditación con mantra poderosa hecha de tres sonidos, tres colores y respiración especial. . Me lo enseño mi maestro de cabala hace muchas años en el norte de Israel. Nunca desde enconte alguin que conoce este meditación tan interesante. En uno de esos días voy a grabar video con la expilacion y el ejemplo para compartir lo con el mundo.

Voy a terminar este post con un dicho del Napoleon:

Con mis trupas hablo francés, Con mi amante italiano Y con mi pero hablo ingles.

Hasta la próxima, Yaron.

Leave a Reply

Your email address will not be published.