los secretos de mi jardin

Hola mundo

Mi jardín me da mucha paz. Cuando compré mi terreno, hace casi 5 años, lo primero que hice fue  sembrar arboles frutales. 32 arboles frutales para ser preciso. Con el tiempo construí terrazas y también sembré rosales, un rincón de la familia cactus, hortaliza y mas plantas que dan flores preciosas. 

El jardín es muy dinámico. obedece la ley de la naturaleza – la ley del caos. Si lo dejas suficiente tiempo, se regresa a su principio, como no hiciste nada. Siempre tienes que estar ahí limpiando, desyerbando, regando, luchando plagas y mas. Me encanta hacer el jardinero, es una profesión que requiere mucha sabiduría y experiencia. Los resultados te llenan y te dan una paz increíble. Creo que los japoneses están en el nivel mas alto de ese arte, con sus bonsáis, jardines de piedras y una armonía espectacular.

La fuerza de la naturaleza esta en todos lados, no solo en mi jardín. Todos la obedecen. Si son minerales, se obedecen las leyes de la física, las plantas obedecen la ley de la física y  de la botánica. El reino animal contiene lo del mineral, vegetal y también las leyes de la biología. Cuando un animal tiene hambre, come. Las plantas crecen así para la luz y todos obedecen la gravedad. Todo eso que estoy contando y que lo puedo observar en mi jardín, no da ninguna sorpresa. Es normal, es natural, es la naturaleza.

Que si da sorpresa, es otra fuerza. Una fuerza muy extraña que no existe en ningún lugar en la naturaleza. El orden, por ejemplo, que estoy poniendo en mi jardín, esa fuerza no es normal, esa fuerza es contra la naturaleza. Hacer terrazas y  sembrar piñas en el bosque no es nada normal ni natural. A ver, Si esa fuerza no es natural, si no es de la naturaleza, entonces de en donde llega ¿dios mío?

La respuesta esta en la pregunta. Esa fuerza llega directo de Dios mío. Es la fuerza de voluntad y esa es la fuerza divina, la fuerza del creador que nosotros como humanos  tenemos. Cuando este universo fue formado, fue con la fuerza de voluntad porque la naturaleza no existía todavía.

Está escrito en la biblia que dios nos hizo en su forma. Se refiere a la fuerza de la voluntad, a la fuerza divina. ¿que es la diferencia de entre los humanos y los animales? ¿que nosotros podemos hablar? No es cierto, los animales hablan, aunque mas sencillo. ¿Qué nosotros somos inteligentes? Pues no somos los únicos. hoy se estudian a las hormigas para poder construir mejor. La única diferencia de entre nosotros y el resto del mundo es la fuerza de la voluntad. Todos los animales obedecen su naturaleza. Una abeja siempre va a hacer miel. Yo, por el contrario, fuí plomero de mi casa esta semana y la próxima semana voy a ser el carpintero. 

El humano con su fuerza de voluntad dobla la naturaleza. Es la fuerza que te permite superar el cigarro, dejar un trabajo esclavizan te que te da dolor de cuello, comer sano, hacer ejercicio. Es la fuerza que nos libera de los vicios, de los instintos animales que los tenemos, por hacer parte de la naturaleza al fin de la cuenta.

Mas fuerza de voluntad uno tiene, mas poderoso es.

Para despertar con alarma a las 5 de la mañana, necesitas fuerza de voluntad. Eso no es normal. Ningún animal despierta antes del momento natural porque quiere ir al gimnasio ¿verdad?

Me gusta preguntar a los arquitectos una pregunta interesante. ¿Como puede ser que estamos construyendo nuestras casas y edificios, todos con líneas rectas? Las líneas rectas no existen en la naturaleza, no hay ni un ejemplo por algo recto, todo en la naturaleza son parábolas, quiere decir líneas curvadas. Si el humano empezó su camino en cuevas y nunca vio una línea recta en su vida, ¿entonces de en donde sacamos esa idea de hacer todo tan cuadrado?

Normalmente los arquitectos responden que la razón es por eficiencia, porque es mas facial construir y fabricar paredes, ventanas, puertas con líneas rectas. Gracias a Gaudí y a las hormigas, sabemos que no es así. 

La verdad es que la fuerza divina llega en línea recta. Pero eso es otra historia, Un día lo vamos a explicar.

Un día  Querido mundo

Yaron.

Leave a Reply

Your email address will not be published.